El robot mascota que busca alegrar a las personas y además se tira "gases"

Tecno 21 de febrero de 2021
La empresa Panasonic creó un nuevo modelo de robot para entretener a las personas en la cuarentena.
nicobo

El nuevo modelo llamado "Nicobo" es un pequeño dispositivo hecho de tela y con forma de gato que balbucea y además ¡se tira gases!

Nicobo ha sido creado para traer algo de alegría a las personas aisladas por la pandemia de coronavirus como una alternativa a posibles situaciones de soledad. 

Se ha desarrollado junto con el laboratorio Michio Oka de la Universidad de Tecnología de Toyohashi. Nicobo es un robot que incluye una cámara para reconocer rostros, micrófonos direccionales, sensores (para las caricias) y un sensor de iluminación para detectar el fotoperiodo (la luz del día o su ausencia).

Tener un robot vulnerable que muestra su debilidad y sus imperfecciones en lugar de ocultarlas, como Nicobo, hace aflorar la “amabilidad y la compasión” en las personas a su alrededor, según las conclusiones del estudio y como ha destacado Panasonic en un comunicado.

Nicobo “no hace muchas cosas bien” según reconoce su fabricante, pero realiza acciones como mover la cola cuando el usuario lo acaricia, algo que detecta mediante sensores de presión, y expresa gestos de agradecimiento a través de los ojos. Tiene un vocabulario muy limitado al inicio, ya que solo puede decir una palabra, "moko", pero con el tiempo aprende nuevas palabras para llamar al usuario, aunque su léxico es similar al de un niño pequeño.

nicobo 2

El robot solo puede moverse sobre sí mismo para detectar a su propietario mediante la cámara que equipa en su nariz. Sus imperfecciones afectan también a su humor, ya que en determinados momentos ignora los ruidos que emite el usuario y no se gira para mirar.

El dispositivo cuenta con una base de carga y para utilizarse requiere estar conectado a Internet mediante WiFi y utilizar una aplicación móvil.

Por el momento sólo está disponible en Japón y se venderá por un precio de 375 dólares (39.800 yenes), con seis meses de uso gratuito y después 9,25 euros al mes (980 yenes).

Te puede interesar