Un agente de seguridad la amenazó y la agredió, pero ella igual ganó el bronce

Deportivo 28 de julio de 2021
La víctima fue la neerlandesa Anna van der Breggen, campeona mundial y quien había ganado un oro en Río 2016.
anna van der breggen
La neerlandesa Anna van der Breggen ganó el bronce en la contrarreloj a pesar del incidente.

Una situación insólita, que sumó una polémica más a la organización del ciclismo en Tokio 2020, vivió la neerlandesa Anna van der Breggen, vigente campeona mundial y olímpica de ruta, en la previa de la prueba de contrarreloj femenina de los Juegos Olímpicos. Durante un reconocimiento de la pista olímpica previa a esa competencia, la atleta fue apartada de su bicicleta por un guardia de seguridad, que aparentemente no sabía que era una de las participantes, y terminó sufriendo una caída. Afortunadamente, pudo competir sin problemas y hasta se subió al tercer lugar del podio.

"Todo se detuvo por un error de los organizadores. Y en el caos con los guardias, Anna fue amenazada y derribada. Fue un gran lío", relató en su cuenta de Twitter Kyosuke Takei, entrenador de la japonesa Eri Yonamine, quien presenció el episodio. Y agregó: "Anna estaba muy triste. El organizador tiene muy poco respeto por los ciclistas. Sé que todos están trabajando duro en su propio lugar, pero fue un desastre terrible".

Yonamine compartió también un video en el que se ve a varios ciclistas neerlandeses rodeando uno de los automóviles del personal de seguridad. Las autoridades del Circuito Internacional de Fuji se disculparon con el equipo de Países Bajos y con van der Breggen, quien no sufrió ninguna lesión durante el incidente con el guardia y terminó colgándose el bronce en la contrarreloj. La ciclista -campeona en la prueba de pelotón en Río de Janeiro 2016 y en las de pelotón y contrarreloj en el Mundial de Imola 2020- terminó tercera con 31m15s12. El oro fue para su compatriota Annemiek van Vleuten, que finalizó con 30m13s49 y se colgó su segunda medalla en Tokio, luego de la plata en pelotón. En tanto, la plateada quedó en manos de la suiza Marlen Reuser, con 31m09s96.

Una edición con problemas

El polémico episodio que vivió van der Breggen no fue el primero que opacó la organización de las pruebas de ciclismo en estos Juegos.

El domingo, durante una sesión de entrenamientos del BMX en el circuito del Parque Urbano de Ariake, Niek Kimmann, también neerlandés, se llevó por delante a un oficial que se cruzó en la pista justo cuando los corredores estaban por pasar por el lugar. "Esto es lo que pasó hoy. Golpeé a un árbitro que quería cruzar la segunda recta. Espero que él esté bien. A mí me duele la rodilla, pero voy a hacer lo posible para esta listo para el jueves", escribió en sus redes sociales Kimmann, quien debutará en Tokio justamente ese día en el heat 2 de la primera ronda de cuartos de final del BMX Racing.

Fuente: Clarín Deportes.

Te puede interesar