Más controles de AFIP para las compras con tarjeta y transferencias

Economía 25 de agosto de 2022
En un contexto inflacionario, la AFIP vigilará las extracciones y gastos en tarjetas de crédito a partir de un monto mínimo de consumo. Enterate de las nuevas medidas que tendrán efecto desde septiembre.
tarjeta de debito posnet tarjeta de credito
Aumento de intereses: sale más caro pagar con tarjeta.

A pesar del acelerado ritmo de la inflación que llegó a 7,4% en julio, las operaciones con tarjeta de crédito no paran de crecer y cada vez más compras superan la cifra a partir de la cual los bancos tienen que reportar las transacciones a la AFIP. Según un informe de Prisma Medios de Pago, entre los meses de abril y junio persistió el crecimiento interanual en el número de transacciones con tarjetas de crédito y débito. Mientras que las operaciones con tarjetas de crédito crecieron un 10%, las de débito aumentaron un 23%. En este contexto, las entidades financieras deben informar el movimiento de las cuentas y las tarjetas de crédito de los usuarios a partir de un monto mínimo de consumo. Por medio de una resolución, la agencia de recaudación informó este valor mínimo.

AFIP: ¿A partir de qué monto controla los gastos en Tarjeta?

La nueva resolución elevó de $ 30.000 a $ 90.000 la cifra mínima para reportar las acreditaciones, extracciones, saldos de las cuentas y los depósitos a plazo fijo. Contrario a la velocidad del aumento de precios, la última vez que se modificaron los valores mínimos fue en enero de este año, a través de la Resolución 5138. En cuanto a los consumos con tarjeta de débito, la AFIP subió de $ 10.000 a $ 30.000 los montos a partir de los cuales los bancos deben informar los movimientos de sus clientes.

cajero dinero pesos billetesElevarán el salario mínimo a $ 57.900 en tres tramos

Aumento de intereses: sale más caro pagar con tarjeta

Tras la fuerte suba de intereses que dispuso el Banco Central a principios de agosto, los consumos con tarjeta pasarán a ser más costosos. La financiación con tarjeta de crédito para quien pague el mínimo, pasó de tener una tasa del 57% al 62% para consumos por hasta $ 200.000 y u$s 200. Todos los gastos que superen esos montos pasaron a tener una tasa no regulada, que es 25% más cara que la de un préstamo personal, que pasaron a tener una tasa nominal de entre el 81% y el 85% según los plazos. Por fuera del plan oficial, es decir pagos en cuotas fijas que ofrecen los bancos, el costo financiero total (CFT) para refinanciar el saldo de las tarjetas de crédito ronda el 105% anual. Se trata de un valor que hace un mes se encontraba en el 86,8% anual promedio.

Fuente: El Cronista.

Te puede interesar